lunes, 2 de mayo de 2011

Yo pecador me confieso

Viñeta perteneciente a un capítulo de la historieta El desmitificador argentino publicada por la revista Cóctel Molotov en los noventas / Lápiz y difumino sobre papel blanco / Click sobre las imágenes para ampliar.
Las dos ilustraciones que aquí se pueden ver emparejadas tienen una diferencia substancial, ya que la de la izquierda de su monitor es una copia corregida de la de la derecha, que es la original y la publicada.
Uno no es divino, a la vista está, y por ende hace cosas propias de los humanos, tales como errar. Errare humanum est, no cabe ninguna duda, aunque no darse cuenta del error cometido funciona como atenuante de la culpabilidad del mismo. Muchos años después de publicada la historieta me hicieron notar el fallo, momento hasta el cual no tenía ni la más remota idea. Les propongo, por un lado, descubrir dicho error y sentir el impacto espiritual que provoca en el artista percatarse de tamaño descuido y, por el otro, reubicarme entre los simples mortales, que ya estoy podrido de que me llamen maestro.

16 comentarios:

Maloperobueno dijo...

Primero deberia decir que el dibujo me encanta, la situacion es bastante morbosa y traedora de nubes mojadoras.

El error, en mi modesta opinion(si se puede llamar asi) es la poronga, todos nos damos cuenta que te salio famelica y hasta amarreta

Errare Tomi est

Silvi Rivoira dijo...

Seguro que el que te marco el error era mi profesor de morfología!!!¿Lo recordas?.
Disculpame, pero hay gente que tiene ganas de joder.El dibujo es fantástico con o sin error.
Hay un cuadro de Dalí donde la mujer tiene los pies desproporcionados y no deja de ser maravilloso.

El error, que para mi no lo es, sospecho que consiste en la posición en que la mano de la mujer agarra el pene.

Si fuera así: este error es "la única" prueba "fiable" que hay para pensar como humanos cuadrados que somos -"bue,el tipo se equivoco"-, pero no para dejar de llamarte "MAESTRO".

El Fan Nº1 dijo...

Errar es humano y la posicion de esa mamo era inhumana...La imagen en ambas es mas-turbadora, je je je

champloo dijo...

el error no es que le esta haciendo la paja con la mano izquierda, que mala educacion

el Tomi dijo...

Es una gran verdad la que usted dice, Martín, apoyando con sumo cuidado una regla en la pantalla se puede apreciar perfectamente cómo la poronga del cuadro grande, con toda la furia, no alcanza los tres centímetros. Ni yo de cuerpo presente soy tan amarrete, y hasta podría parecer que derrocho envergadura.

el Tomi dijo...

Vea, Silvi, no es una cuestión posicional sino anatómica, en la imagen original, o sea, la de la izquierda de su monitor, la mano derecha de la señorita, que es con la cual está tomando el miembro del caballero, es una mano izquierda, o sea, tiene dos manos izquierdas, defecto físico que quedaría fehacientemente reflejado si, por ejemplo, fuera una celebridad hollywoodense y tuviera que estampar sus palmas en el cemento fresco junto a la estrella correspondiente, o si fuera una militante izquierdista y tuviera que levantar sus dos puños izquierdos mientras canta la Internacional (ya sabe usted, agrupémonos todos en la lucha final, el género humano es la Internacional).
Su profesor de morfología, a quien recuerdo perfectamente, amputaría la malformación de mis dos manos izquierdas con el fachismo de sus dos manos derechas sin misericordia alguna. Olvídelo.

el Tomi dijo...

Inhumana es la incomprensión, Número Uno, o como usted muy astutamente insinúa, cuando la imagen es comprensible cualquier mano es masturbadora.

el Tomi dijo...

La mala educación suele ser una buena consejera, Nico, creo que ya se lo conté pero valga la redundancia, en la revista francesa Metal Hurland alguna vez me alabaron presentándome como el artista que tiene el buen gusto de cultivar el mal gusto, y le digo la verdad, me sentí realizado.

Alejandra dijo...

mas allá de izquierdas o derechas, diestras o siniestras, lo q mas me preocupa es el cuello de la señorita, por las cervicales.. me puedo imaginar como le quedó!

el Tomi dijo...

Perdón... ¿cómo le quedó qué?.

Manuel Aranda dijo...

En parte coincido con maloperobueno. aunque el quia que te avispó del error te dió una buena mano.

Vení, entre nosotros, porque es una historia muy triste para hacerla pública.
Yo a está mina la conozco, tuvo un accidente, pobre, y perdió un sobra. Le hicieron un trasplante pero no pudieron conseguir un brazo derecho.
Esas pijoteriadas de mierda que suelen darse en la medicina de Obra Social. Y bue...
Pero la mina no escarmienta.Como ves, ya está metida en otra situación de grueso riesgo, maestro.

Silvi Rivoira dijo...

Tomi, tenes razón es una cuestión analtomica...

el Tomi dijo...

No es difícil coincidir con Maloperobueno, Manu, el quía es políticamente incorrecto y eso, como todos sabemos, no es para nada malo… pero bueno.
La minita, en realidad, todavía no se metió en una situación de grueso riesgo, pero no te impacientes, que ya se la va a meter.

el Tomi dijo...

Porfa, Silvi, no me diga eso, me hace sentir para el culo.

nilda dijo...

dibujos de gran en-verga-dura los suyos tomi. y yo escribo con las dos manos.

el Tomi dijo...

Eso de escribir con las manos está muy bien, Sirenita, aunque usted es capaz de escribir con cualquier víscera. Mi amigo el Conejo, por ejemplo, se iba al microcentro descalzo y decía que era para ver mejor.